jueves, 26 de abril de 2012

Oración del jornalero cansado


http://2.bp.blogspot.com/-9t7sKN4a8LY/T4QstZ0ETII/
AAAAAAAABp0/9iCzBvGJL-o/s1600/La+siega.jpg
Amo, soy de aquellos
jornaleros que contrataste
a primera hora.

No, no vengo a reclamar
más del denario convenido,
ni siquiera os reclamo
el sueldo de la jornada.

Vengo, porque me parece
que os equivocasteis conmigo...
Yo no soy fuerte como
mis compañeros de trabajo.

Ellos aguantan los rigores
del sol y las molestias del
día a día, consolándose en su
ganancia, en lo que harán
con el dichoso denario.

A mí, no os molestéis,
me da igual la paga.
Trabajo porque hay que
http://lapiedradelmediodia.blogia.com/upload/20070512213544-segadores.jpg
trabajar, porque tengo
una familia que sostener...

Pero, amo, después de
9 años, poco más o menos
sirviéndote, me doy cuenta
de que no sirvo para vuestra
viña. Vermis sum.

Estoy sudoroso, con los
miembros cansados,
y lo que más me preocupa,
http://3.bp.blogspot.com/_JY78gYrQP6o/TPa9H5qtQ5I
/AAAAAAAAAKA/12TKf_Sb-Hk/s1600/2004-Segadores.JPG
con el alma llagada.

No investigaré sus causas,
si fueron los roces con
vuestros jornaleros, si
las durezas del trabajo,
si mi debilidad natural,

¡qué importa lo que fue!
Solo sé que me he roto,
que si a mí no podéis
prometerme la recompensa
del buen ladrón, os pido
que aligeréis el yugo
http://s1.artquid.fr/art/0/172/44237.74079395.1.450.jpg
que yo, voluntariamente,
me uncí.

Que si aún no ha
llegado mi hora
(vuestra hora),
me ayudéis a terminar
bien este trabajo.

¿Con qué derecho
vengo a vuestra presencia?
Ninguno, amo,  me trae
el atrevimiento y la
desesperanza.

Vos fuisteis justo,
mas también misericordioso,
vengo a deciros que
os apiadéis de un pobre
jornalero que no sabe
trabajar. Amen.

3 comentarios:

  1. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  2. ¡Me ha encantado! Me has hecho llorar y todo...

    ResponderEliminar
  3. No sé si es poesía, o un género nuevo, pero a mí me desahoga!! :)

    ResponderEliminar

¿Cómo terminar una historia?