martes, 31 de enero de 2012

INTER-INTRA


http://www.mundoenred.com/images/contenidos/imagen-143.jpg
Llevo todo este curso dándole vueltas a que las ciencias deberían estar más abiertas: que no deberíamos ser tan técnicos, que tendríamos que entendernos entre nosotros y con la gente de la calle. Que si hemos logrado que en nuestro país la gente sepa leer y escribir, ahora tenemos que apostar por una formación más integral, por un progreso verdaderamente humano...

La ciencia moderna está tan especializada que científicos de distintas ramas podemos estar hablando de lo mismo sin enterarnos. ¿Cómo se compatibiliza esto con un mundo extremadamente globalizado? Generamos continuamente información, datos y más datos, que recorren el mundo entero en apenas un segundo, ¿y nos está sirviendo de algo?

En mi máster somos sobre todo químicos e ingenieros químicos, pero también hay un biólogo y un farmacéutico. Es curioso que según nuestra especialidad tengamos un modo u otro de enfocar un mismo problema. Pero justo eso es lo que enriquece, lo que aporta soluciones más innovadoras y creativas. En las clase muchas veces se solapan conocimientos de química, física, matemáticas, economía, ingeniería, biología y bioquímica. Hablando de esto con un compañero, le dije que pensaba que tenía que haber más interdisciplinariedad y él me contestó que no, que lo que tenía que haber era intradisciplinariedad: no entre sino dentro.

Casi grité eureka en el comedor de la universidad: ¡Eso era! Intradisciplinariedad entre ciencias experimentales e interdisciplinariedad con las ciencias humanas. Poner al mismo nivel. Fomentar el científico humanista. Fomentar el humanista científico. Aportar nuevas soluciones a los problemas de siempre para cambiar el mundo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¿Cómo terminar una historia?